Impuestos

Los impuestos también son otro de los enemigos de tu independencia financiera, ya que aquí el Estado toma parte de la riqueza que tu generaste.

En algunos casos toma una gran parte de tu ingreso.

Es por eso que tienes que velar para que esto no ocurra o que los efectos de ello se aminoren siempre utilizando caminos legales.

En algunos casos puede ser el tributo a los ingresos, ganancias o rentas, en otros casos hay impuestos a tu consumo o gastos.

La idea es siempre intentar reducir por las vías lícitas los impuestos que pagas.

Si el Estado en el que vives es muy abusivo con los gravámenes, explora la posibilidad de irte de ahí, por regla general sólo tiende a empeorar.